Algoritmos de redistribución de barridos para la Ciudad de Salta

Instituto de Cálculo

Facultad de Ciencias Exactas y Naturales

Universidad de Buenos Aires

Informe final

Responsable general del proyecto: Dr. Guillermo Durán (Instituto de Cálculo, FCEN, UBA)

Responsables técnicos del proyecto: Dr. Javier Marenco (Departamento de Computación, FCEN, UBA); Lic. Diego Delle Donne (Departamento de Computación, FCEN, UBA).

Estudiante becario del proyecto: Francisco Javier Pigretti (Departamento de Computación, FCEN, UBA).

Gestión administrativa: Mónica Lucas

El presente trabajo se enmarca dentro de un convenio entre la Facultad de Ciencias Exactas y Naturales y la Secretaría de Asuntos Municipales del Ministerio del Interior de la Nación. El objetivo del proyecto es el desarrollo de algoritmos de optimización para mejorar aspectos relacionados con la recolección de residuos en cuatro municipios de la República Argentina. Este informe desarrolla en particular el sub-proyecto correspondiente al Municipio de Salta. Los restantes municipios del proyecto global son: Bariloche, San Miguel de Tucumán y Concordia

Introducción

En el comienzo del proyecto se contactó a los responsables del proyecto por parte del Municipio de Salta para comenzar con la etapa de relevamiento. El objetivo de esta etapa era el de conocer las problemáticas existentes en la ciudad, con respecto a la recolección de residuos y evaluar la posibilidad de optimizar los procedimientos en algún aspecto útil para el municipio. Para ello, se envió un cuestionario con preguntas técnicas sobre el actual funcionamiento de la recolección de residuos en la ciudad para comenzar a evaluar la situación. En respuesta, se nos informó que el trabajo de recolección en la ciudad está completamente a cargo de la empresa privada “Agrotécnica Fueguina S.A.” (en adelante, AF) y que el municipio no estaba al tanto de los detalles técnicos necesarios para responder correctamente el cuestionario enviado. Por otro lado, los responsables por parte del municipio afirmaron que el sistema de recolección de residuos en la ciudad funcionaba de manera “óptima” y que por lo tanto no surgía a primera vista algún punto sobre el cual se pueda trabajar en función de una mejora en el servicio.

Se solicitó entonces una entrevista con AF. En primer lugar, para poner a la empresa al tanto del proyecto e intentar comenzar el mismo con su colaboración. En segundo lugar, para obtener la información necesaria para evaluar el sistema actual en busca de algún punto sobre el cual se pueda optimizar el mismo. Si bien la empresa concedió la entrevista, también dejó en claro que, siendo una empresa privada, no podrían brindar información sensible sobre sus metodologías y planes de trabajo. En particular, por ejemplo, no podrían suministrarnos los recorridos que actualmente utilizan los camiones de recolección en la ciudad. Además de esto, se nos comunicó en la entrevista que el sistema actual de recolección funciona muy bien y que no sabrían qué aspectos del mismo se podrían mejorar. Esto representó un fuerte contratiempo para nuestro trabajo ya que aun semanas luego de haber empezado el proyecto, no estaba claro sobre qué problema se iba a trabajar.

Luego de varios intentos por encontrar un problema que resolver, la gente de AF nos comunicó que tal vez sería posible que trabajemos en un cierto problema relacionado con los barridos en la ciudad de Salta. De esta manera, comenzamos el trabajo de análisis y resolución de este problema, el cual detallamos en las siguientes secciones.

El problema de los barridos

La limpieza de las calles de la ciudad de Salta se realiza parcialmente en forma manual a cargo de un conjunto de barrenderos de AF. A cada barrendero se le asigna un conjunto de calles, cubriendo de esa manera todas las calles de la ciudad.

Actualmente, cada barrendero tiene asignadas un promedio de 18 calles. Si bien la cantidad de calles asignadas a cada barrendero es aproximadamente la misma, los tiempos de barrido difieren según las características de las calles y esto hace que la carga de trabajo no se distribuya equitativamente entre los barrenderos. Tal es así, que muchos de ellos terminan su turno mucho antes del fin de su jornada laboral y peor aun, muchos otros no alcanzan a terminar sus recorridos.

La empresa desearía poder redistribuir las calles asignadas a los barrenderos para evitar las actuales grandes diferencias entre las cargas de trabajo de los empleados. Sin embargo, esta redistribución debe tener en cuenta muchos otros aspectos además del balanceo de las cargas ya que los recorridos asignados a los barrenderos deben cumplir ciertas condiciones para ser considerados factibles. Por ejemplo, se espera que las calles de un mismo recorrido sean contiguas, es decir, que se pueda atravesar el recorrido sin necesidad de salirse del mismo. Por otro lado, se espera que los recorridos cumplan con ciertos criterios de orden, de manera de evitar recorridos que sean muy complejos para recorrer.

Para el balanceo de carga, se identificaron 3 tipos de calle, según la dificultad que presenta cada una para barrerse. Las más faciles serán las cuadras comunes, seguidas de las avenidas, y por último las calles que por diversos motivos acumulan más basura que las otras (por estar cerca de un cerro, pegada a una calle de tierra o a calles que no corresponden al barrido de la empresa).

La resolución de este problema implica la redistribución de calles entre los barrenderos, aunque los criterios a optimizar con lanueva distribución no son del todo claros.